Patti Smith premio Polar 2012 y su nuevo disco "Banga"

Patti Smith premio Polar 2012, 

el “Nobel” de la música


La rockera recibirá 166.000 dólares por este prestigioso galardón que también se ha otorgado a Paul McCartney y Bob Dylan
Martes 03 de mayo de 2011 - 05:50 pm
Kronos,  Patti SmithPremio Polar
(Reuters)
Estocolmo (DPA). La rockera estadounidense Patti Smith fue distinguida hoy en Estocolmo con el premio Polar, considerado por muchos como el “Nobel” de la música.
Según declaró el jurado, Smith ha demostrado “cuánto rock “n roll hay en la poesía y cuánta poesía hay en el rock “n roll”. La cantante, de 64 años, es “un Rimbaud con amplificadores Marshall”, añadieron en referencia al legendario poeta francés del siglo XIX.
En cuanto al cuarteto de cuerda Kronos, que nació hace 40 años, el jurado destacó su capacidad para “revolucionar la música de cámara”. Los cuatro músicos han ampliado tanto el potencial de los cuartetos de cuerda que ahora su música varía desde Mozart y Beethoven al rock más vanguardista y ritmos de todos los rincones del mundo.
El galardón, dotado con dos millones de coronas (166.000 dólares/225.000 euros) se concede anualmente a un artista o banda contemporánea y una clásica. Los premiados recibirán su galardón el 30 de agosto de manos del rey Carlos XVI Gustavo de Suecia.
Entre los anteriores ganadores del Polar figuran Paul McCartneyBob Dylan o Bruce Springsteen y Pierre Boulez, Karlheinz Stockhausen o Isaac Stern. El año pasado, los premiados fueron la cantante islandesa Björk y el compositor italiano Ennio Morricone.

"Banga", nuevo disco de Patti Smith

Cantante habla del material que incluye una canción en homenaje a la fallecidaAmy Winehouse y dice no saber qué lugar ocupa en la historia del punk
Martes 08 de mayo de 2012 - 08:41 am
Patti Smith
Patti Smith en un concierto realizado en mayo de este año en México. (Foto: AP)
Londres (EFE). Guiños ecologistas, reflexiones dispares y hasta un tributo aAmy Winehouse se plasman en “Banga”, el nuevo álbum de la veterana cantante Patti Smith, que saldrá al mercado el 5 de junio y en el que la estadounidense canaliza sus “ganas de aventura”.
Cercana y dulce, Smith entremezcla en doce nuevos temas poesía, baladas y rock con el mismo entusiasmo de siempre por “conectar con la gente”. El proyecto, su undécimo disco de estudio que zanja un lapso de ocho años sin material nuevo -desde “Trampin” (2004)-, alterna la lírica y los acordes de piano con los rugidos guitarreros y algún alarido punk.
“He querido crear un álbum muy íntimo, pero que a la vez fuera muy directo para poder llegar al público de otra manera”, dijo la autora de “Break It Up” o “Because The Night”.
Con estrofas intensas, mensajes solidarios y su poderosa voz, a sus 66 años la de Chicago enfatiza que con “Banga” se empeñó en crear un trabajo “positivo” para que la gente piense “en la naturaleza” o en cómo puede contribuir a salvar el mundo “aunque sin ser predicadora”.
Llena de disculpas por no quitarse las gafas de sol durante la entrevista en una sombría habitación de hotel -“no soy maleducada pero tengo dolor de cabeza”-, la cantante se negó a evaluar su carrera y dijo que no tiene “ni idea” del lugar que ocupa ahora el punk, del que muchos la consideran madrina, en el universo musical.
“Banga” debe su nombre “al perro fiel y leal de la novela “El maestro y Margarita””, de Mijaíl Bulgákov, y en su proceso creativo la polifacética artista contó con sus músicos habituales: Tony Shanahan, Jay Dee Daugherty y Lenny Kaye.
También tuvo el respaldo de su amigo Tom Verlaine -del grupo Television- y de sus hijos Jackson (con la guitarra) y Jessie (al piano), fruto de su matrimonio con el malogrado guitarrista de MC5 Fred “Sonic” Smith, que falleció de un ataque cardíaco.
“Trabajar con mis hijos fue maravilloso, son mejores músicos que yo y, como su padre también lo era, al tocar todos juntos de alguna manera le invocamos”, admite la artífice del alabado “Horses” (1979), su álbum debut.
Grabado en el Electric Lady Studios de Nueva York, y producido por ella misma y los integrantes de su banda, “Banga” arranca con “Amerigo”, una balada que recrea el viaje de Americo Vespucio a América en 1497.
DESPOJÁNDOSE DE PREMISAS POLÍTICAS
Le sigue la juguetona “April Fool”, el primer sencillo, para continuar con un recuerdo a las víctimas del “tsunami” japonés de marzo de 2011 en “Fuji-san”, que escribió a medias con Lenny Kaye.

También hay lugar para la reflexión en “Constantine’s Dream”, una evocadora “meditación improvisada sobre el arte y la naturaleza” en la que durante diez minutos la Smith se permite divagar de manera espontánea sobre “muchísimos temas diferentes”, según explica.
Patti Smith pretendió con “Banga” despojarse de premisas políticas: “En los últimos seis o siete años ya me he pronunciado mucho políticamente”, recuerda.
Sin embargo, rinde un claro tributo a algunas personas especiales y queridas con temas como “Nine”, que escribió “como regalo de cumpleaños” -el 9 de junio- a su “gran amigo” Johnny Depp.
Se deshace en elogios hacia el protagonista de “Piratas del Caribe”, a quien conoció cuando el actor fue a saludarla tras un concierto en Los Ángeles “hará 4 o 5 años”.
“Nos pusimos a hablar y conectamos. A él le encanta leer, como a mí, y nos gusta el mismo tipo de música, es muy divertido, amable y me recuerda muchísimo -comentó- a mi hermano, al que perdí”.
Smith también dedica un tema bonito y emotivo, “This Is The Girl”, a la fallecidaAmy Winehouse, a quien no conoció personalmente pero de cuya voz “única y especial” se declara admiradora